Cómo acostumbrar a un perro a su nueva casa

¿Se le debe pegar a un perro para educarlo?

Algunos propietarios de perros cometen el error de utilizar el castigo físico para corregir a sus mascotas. Lamentablemente este es un recurso fácil y por eso las personas lo emplean sin medir las consecuencias. Aquí te explicaremos por qué no es una buena idea que le pegues a tu perro para educarlo y cuál es el método que debes usar para lograr tu objetivo.

¿Es bueno pegarle a los perros?

La respuesta es no, porque simplemente no aporta nada para la educación de la mascota. Los expertos en étologia y entrenamiento canino son muy claros con este tema y explican que no es recomendable darle al perro ni siquiera un golpecito. 

Lo más adecuado es educar al perro desde cachorro con un método de recompensas y señales verbales para que pueda distinguir lo que está bien y lo que no. Puede que esto te suene un poco complicado, pero la verdad es que al momento de ejecutarlo es muy sencillo y lo más importante es empezar a tiempo para evitar problemas serios de comportamiento. A continuación te explicamos cómo lograrlo.

Mi perro roba calcetines

Utiliza el comando “No”

Los expertos en adiestramiento canino como Álvaro Osorio con su curso Educanino, recomiendan utilizar el comando NO para detener al perro en un comportamiento inadecuado. El tono de voz que se utilice al decir este comando debe ser alto y con carácter. Por ejemplo, si el perro se orina en el suelo lo que debes hacer es cogerlo sutilmente y llevarlo hacia el lugar en donde debe hacer sus necesidades. 

Es muy importante la forma en como se dice el comando, pues si utilizas un tono de voz alto y serio el animal entenderá que se trata de una alerta que le indica que algo no va bien. Los perros son capaces de comprender fonemas que emiten los humanos y por eso aprenden fácilmente cuando se utiliza la orden NO. 

Los gritos no son aceptables y no se pueden considerar un tono de voz firme y serio. Tampoco son recomendables los golpes en el suelo o en la mesa. Cuando se realizan estas acciones el perro recibe un shock asustándose y asociando a su dueño con sensaciones negativas. Esto solo provoca que el perro se convierta en una mascota muy nerviosa. 

Para el entrenamiento las palabras claves son la mejor forma de comunicación que podemos tener con nuestra mascota. Por ejemplo, si queremos que el perro se salga de algún sitio podemos decir “Fuera”; cuando se sube a un sofá podemos decir abajo y si se encuentra muy nervioso podemos usar el comando quieto.

Cómo rehabilitar un perro maltratado

El refuerzo positivo es el mejor método

Educar a un perro no se trata solo regañarlo cuando hace algo mal, es indispensable recompensarlo cuando tiene buenos comportamientos para que podamos fomentar esas buenas conductas. Esta es la forma correcta de gestionar los problemas en los perros. De esa forma la mascota comprende con mayor facilidad las lecciones y se siente feliz porque se conserva el vínculo con su dueño.

La educación positiva tiene que ver con hacer que el perro asocie los buenos comportamientos con recompensas, las cuales pueden ser sus juguetes favoritos o golosinas, estas últimas son las más comunes. En este sentido, si el perro está mordiendo un mueble se le debe decir el comando NO e inmediatamente se le debe ofrecer un juguete y jugar con él. De esa forma se estará haciendo un intercambio de algo malo por algo bueno.

A medida que el perro comprende más la técnica del refuerzo positivo, se pueden ir suprimiendo los premios comestibles. A veces basta con solo un “buen chico” y algunas caricias. Es recomendable que las recompensas no sean siempre las mismas para que se puedan variar los estímulos y el perro se mantenga siempre interesado en recibir esos premios.

En conclusión, el castigo físico no sirve para nada

Aunque muchos sueños hoy en día sigan creyendo que pegarle a su mascota es una forma de imponer autoridad la verdad es que solo empeoran los problemas de conducta del animal. De hecho alrededor del 40% de las agresiones hacia los animales vienen por parte de dueños que no son capaces de educar a su perro, esto según datos de la revista Journal of Animal and Veterinary Advance.

En este sentido todos los dueños que maltratan a sus mascotas no solo le hacen daño sino que también perjudican su aprendizaje. Además, esto empeora el vínculo entre el perro y su familia humana generando una relación de miedo.

Al pegarle a tu perro lo único que conseguirás es lo siguiente

  • Que salga corriendo cada vez que te acerques para pegarle y por eso no podrás corregir su comportamiento.
  • Qué quiera protegerse contraatacando.
  • Qué desarrolle problemas emocionales como la ansiedad y el estrés.
  • Qué a largo plazo desarrolle miedo hacia las personas, convirtiéndose en un animal con dificultad para socializar.

En conclusión le debes pegar al perro para educarlo porque el castigo físico no sirve para nada. Si en algún momento creíste que pegarle a tu perro era una señal de autoridad, queremos invitarte a renunciar por completo a esa idea, porque es muy dañina para tu mascota, quién podría comenzar a sufrir trastornos de conducta como consecuencia de esa mala práctica de adiestramiento.

Sigue aprendidendo sobre cómo corregir a un perro con los siguientes post

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *